archivo

Archivos diarios: mayo 11, 2009

A todos de niños nos han contado la fábula de Esopo o algunas de las versiones que se han realizado de la misma.

Es condición humana ser liebre, dormirse en los laureles mientras vas ganando, mientras tienes éxito. El exceso de confianza te puede hacer quitar el pie del acelerador, de querer seguir mejorando y dejarte absorto en un letargo cuya duración puede ser tal, que cuando despiertes todos aquellos que estaban a kilómetros de ti, ahora están a años luz pero por delante, simplemente porque han sido constantes, no se han relajado y han querido seguir mejorando.

Si ya eres liebre, no pares de correr, si eres tortuga sigue caminando, en ambos casos, se llegará lejos.