archivo

Archivos diarios: abril 15, 2010

A posteriori todo se ve más claro y más fácil. Me equivoqué. Intenté concebir un proyecto de máximos, sin que existiera una mentalidad e intenciones de afrontar un proyecto de estas características. Si a eso le sumamos que la crisis económica estaba ya golpeando (estoy hablando de hace algo más de un año), pues está claro sobre qué lado cayó la balanza.

No fui realista ni con la disponibilidad económica existente ni con la concepción que hice del proyecto, dejé ir demasiado lejos mi imaginación y mis ganas. No tengo nada claro que si lo hubiera planteado de otra manera, con más fases, con más plazos, con menos alcance, hubiera conseguido la financiación y respaldo para hacerlo, pero seguro que hubiera tenido más posibilidades.

A veces hay que renunciar a lo que uno cree que es mejor y optar por soluciones más prácticas que se puedan llevar a cabo, ya que algo es siempre mejor que nada.