archivo

Archivos diarios: mayo 17, 2010

Partamos de la base que a mi también me gustaría ganar mucho más dinero del que gano, pero este artículo no va de eso, sino de hacer algunas reflexiones sobre algunos factores que pueden hacer que un salario X valga más o valga menos:

– Un factor a tener en cuenta es el tiempo. Supongamos dos trabajadores que ganan 1.200€ netos cada uno y que realizan unas tareas parecidas en la organización. Uno trabaja 40 horas a la semana, otro con el overtime que necesitan los proyectos en los que participa tiene que echar unas 50 horas a la semana. En el primer caso, lo que se cobra por hora trabajada son 30€, en el segundo caso 24€ la hora. Aplicando estas consideraciones, personas que cobran menos que otras, al final pueden tener un sueldo por hora trabajada mayor, si este sueldo es suficiente para tener un nivel de vida más que decente, lo mismo es más positivo tener un equilibrio entre el número de horas trabajadas y el sueldo, que tener simplemente un salario más alto. La clave por tanto está en definir qué cantidad es la mínima que consideramos que necesitamos ganar para tener el nivel de vida que nos gustaría, ya que una vez alcanzado ese mínimo, ¿para qué plantearse ganar más dinero trabajando más horas teniendo en cuenta que lo mismo lo que ganamos por hora es igual o menos de lo que ganamos ahora?.

No estoy diciendo que se renuncie a ganar más dinero, ¿por qué no querer cobrar más dinero haciendo el mismo trabajo o teniendo algo más de responsabilidad sin que aumente el número de horas que se trabaja o que incluso aumentando sea algo asumible por nosotros (teniendo en cuenta de que en la medida de lo posible hay que intentar que el sueldo por hora trabajada sea mayor)?. Lo que vengo a comentar es que no siempre ganar más dinero en términos absolutos se corresponde con mejoras en la calidad de vida, ya que lo mismo sí que se tiene más dinero, pero cuesta más trabajo conseguirlo y por tanto lo mismo cuesta más disfrutarlo o para ganarlo tienes que renunciar a algunos aspectos de tu día a día extralaboral que también tienen su valor para ti.

– Otro factor es el entorno aplicado al factor tiempo. Se pueden ganar 3.000€, pero si los que están a tu alrededor hacen un trabajo de características similares al tuyo (en características y responsabilidad) y con unos niveles de producción parecidos y cobran 5.000€, se vuelve a aplicar el cálculo de coste por hora y tu salario que es bueno de por sí, ya no lo es tanto.

– Otro factor es el entorno externo. Que es similar al caso anterior, pero teniendo en cuenta no a tu entorno directo sino a otras empresas del sector.

– Otro factor es la localización geográfica. No es lo mismo ganar 1.000€ al mes en España que en Londres o en países donde el coste de la vida sea mucho menor. Por tanto un sueldo que en España puede ser bajo, en otros países puede serlo todavía más y en otros permitirte llevar un nivel de vida medio o alto.

En resumen, el salario no es un valor absoluto, pese a que todos los meses en tu cuenta corriente entre la misma cantidad de dinero, ya que su verdadero valor se encuentra en el nivel de vida que pretendamos llevar, en la cantidad de tiempo que dediquemos al trabajo, en nuestros entorno y en el lugar del mundo en el que residamos.