Archivo

Archivos diarios: noviembre 22, 2010

Paul J. Meyer ha sido un importante autor en materia de management y desarrollo personal (de hecho se considera el fundador de esta industria), contándose prácticamente todas sus obras como éxitos de ventas. Además fue un importante filántropo.

Una de sus citas más conocidas es la siguiente: “La productividad nunca es un accidente. Es siempre el resultado de un compromiso con la excelencia, la planificación inteligente y centrada en el esfuerzo”.

Se puede ser productivo sin tener que pensar en ello o sin tener una formación específica para conseguirlo pero eso no quiere decir que los resultados vengan por casualidad o por accidente.

La productividad es consecuencia de una manera de hacer las cosas y de una actitud frente al trabajo, no viene sola y mantenerla con una cierta regularidad requiere método y esfuerzo. De hecho siempre tenemos la posibilidad de mejorar, mejorando nuestra formación, nuestros hábitos, nuestra forma de afrontar tantos los buenos como las malos momentos en el trabajo y en la vida, etc… si los resultados se produjeran como consecuencia del azar no tendríamos la posibilidad de influir, sin embargo eso no es así, ya que todos somos conscientes de un hecho totalmente objetivo que consiste en que la productividad es mejorable (y empeorable).

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 3.198 seguidores