archivo

Archivos diarios: junio 2, 2012

La realidad del desarrollo de software es que el parque de aplicaciones a mantener es muy superior al de nuevas aplicaciones a desarrollar y más en un contexto económico como el actual donde las limitaciones presupuestarias y la necesaria cautela en un entorno con tanta incertidumbre aconsejan medir muy bien las inversiones que se realizan y el software en particular y las TIC en general no son ajenos a esa circunstancia.

Por tanto buena parte del trabajo de los desarrolladores será mantener y gestionar sistemas de información que han sido desarrollados probablemente por otros (de tu organización o de otra). Eso es una realidad. Lo bonito es afrontar desarrollos desde cero, retos tecnológicamente interesantes, sin embargo, salvo que te dediques a hacer productos, lo más probable es que tengas que trabajar en mantenimientos. Es un trabajo y alguien tiene que hacerlo.

Los mantenimientos son poco agradecidos. Tenemos que gestionar o realizar tareas sobre sistemas de información con problemas (el mantenimiento evolutivo en la mayoría de los casos es consecuencia de la insatisfacción de los usuarios y/o de los responsables usuarios respecto a la situación actual de la aplicación), en los que tendremos severas limitaciones para mantenerlo (el presupuesto de mantenimiento por regla general será inferior a las necesidades reales que tiene el sistema a lo que hay que sumar las presión existente que lejos de ayudar a la consecución de los objetivos suponen una resistencia) y en donde todas las miradas van dirigidas a ti, con independencia o no de que hayas participado en el desarrollo inicial del sistema y en sus evoluciones posteriores.