Cuando el responsable funcional o Product Owner no escucha a los suyos

He defendido en diferentes artículos la necesidad de que alguien dentro del área usuaria o funcional sea el que tome las decisiones definitivas sobre el devenir del producto: qué se hace ahora, qué se deja para más adelante, qué se descarta, etc…

Pero no defenderé, salvo que la circunstancia sea muy evidente, la figura del responsable funcional omnisciente que no necesita consultar a nadie o que lo hace por cumplir imponiendo su criterio por más que circunstancias objetivas demuestren que está equivocado.

¿Por qué no creo en eso?

Pues porque muchas veces quien define el sistema va a ser alguien que no lo va a usar, es alguien que tiene autoridad, conoce el proceso o define como debería ser pero después su día a día está orientado a la gestión y no al uso de la herramienta.

Por otro lado tenemos el contexto, sobre todo en sistemas que se utilizan en diferentes localizaciones en las que el proceso puede presentar matices o en donde la carga de trabajo y su orientación puede ser distinta. Si el sistema se realiza obviando estos contextos perderá efectividad, la productividad en el uso del mismo será menor y habrá problemas para su puesta en marcha debido al rechazo de sectores concretos de usuarios.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: