archivo

Archivos diarios: septiembre 21, 2012

El pasado ya fue, de él nos queda la experiencia adquirida que será más o menos en función de ese pasado y de la actitud que hayamos tomado ante nuestros aciertos y, sobre todo, ante nuestros errores.

El futuro es lo que construimos con el esfuerzo de hoy a partir del conocimiento adquirido en el pasado.

Es necesario marcarnos objetivos porque de lo contrario caminamos sin rumbo pero manteniendo el enfoque en el presente y no distrayéndonos con lo que puede o no puede ser.

En el desarrollo de software perdemos mucha energía y mucha motivación pensando en lo que no es o en lo que no tenemos que en intentar solucionar el problema que tenemos ahora.

Solo podremos pasar al siguiente nivel si pasamos este y para ello tenemos que mantener nuestra atención en el presente, en nuestro contexto. Esto no quiere decir que debamos cerrar los ojos ante lo que puede pasar o ante lo que nos vamos a encontrar, sino en enfocar nuestros esfuerzo en lo que hay ahora y en lo que podemos hacer dentro de esta situación actual.

Tal vez nos gustaría que el proyecto hubiera evolucionado de otra manera, que las circunstancias nos permitieran trabajar como nos gustaría y tener el producto en el estado en que quisiéramos. Es humano pensar en lo que no se tiene pero se convierte en un inconveniente cuando eso provoca una situación de bloqueo.

Sobre este tema Ken Schwaber realiza la siguiente reflexión: “Céntrate en lo que se puede hacer en lugar de frustrarte por lo que no se puede hacer”.