archivo

Archivos diarios: julio 16, 2013

¿Es el software que funciona el patrón a seguir? Para empezar deberíamos tener todos claro qué significa “software que funciona”, algo que resulta tan complicado como ponernos de acuerdo en dar una definición al término calidad del software.

Un software que funciona no es un software que corra sobre un sistema operativo o a través de un navegador, sino que sirva para el propósito para el que se ha desarrollado y eso se consigue si se satisfacen las expectativas que tenían los usuarios sobre él. Y las expectativas van más allá de valores funcionales, ya que hay otros aspectos como: usabilidad, rendimiento, disponibilidad y seguridad (entre otros), que también resultan de gran importancia.

Pero un software que funciona debe ser sostenible, es decir, debe estar preparado para podamos adaptarlo al cambio si resulta preciso, esto implica que se deban tener en cuenta otros factores como su mantenibilidad, algo que está directamente ligado a su deuda técnica.

Es posible que algunos esteis pensando que estoy tratando de dar mi propia definición de la calidad del software utilizando como excusa el término “software que funciona”. No lo niego, pero no es más que una visión personal en base a la visión actual que tengo del desarrollo de software, mañana puede que añada, quite o modifique matices y por supuesto, es probable, que varíe en función del proyecto.