archivo

Archivos diarios: marzo 17, 2013

Puedes trabajar con factorías de software siguiendo el modelo que más pueda convenir: Offshore, Nearshore, Onshore y conforme exista más distancia entre los equipos que tratan las especificaciones y el equipo que las desarrolla más mecánico se convierte el trabajo del equipo de programadores: “toma las especificaciones, te las modelo y desarrolla según la arquitectura y framework pactado”.

Es posible que esa distancia la puedan reducir los equipos de trabajo aplicando distintos tipos de técnicas y herramientas porque como he dicho en otras ocasiones el impacto de la distancia depende mucho de la actitud de todas las partes. Sin embargo cuando por encima de los técnicos, hay jefes de proyecto o gerentes “contables” la actitud (si existe) queda difuminada y se entra en un peligroso modelo de trabajo basado en el antipatrón “arrojar al otro lado del muro”.

Como bien dice un amigo, no hacen falta factorías de software para caer en ese antipatrón, te puede pasar perfectamente con el proveedor incluso compartiendo oficina.

En el momento en que se entra en ese juego la programación desgraciadamente se convierte en una actividad mecánica: el programador se limita a ejecutar tareas, conociendo solo el sistema que se desarrolla a bajo nivel. Con esto perdemos el feedback del programador tanto a nivel técnico: tal vez sean recomendables ciertos cambios en la arquitectura o el framework para adaptarlos mejor a la naturaleza del software que se desarrolla, como funcional: Esto no termina de ser coherente con otros módulos del sistema y es necesario que las especificiones sean más claras o que se estudie esa falta de consistencia con el usuario.

En un proyecto todos suman, los programadores por supuesto también (y mucho). Todas las personas que están en el proyecto están capacitadas para aportar ideas y soluciones, tengan el rol que tengan, a veces estarán acertadas y otras se equivocarán pero lo que no podemos hacer es dejar de escuchar sus opiniones porque estaremos despreciando toda la capacidad y talento de los componentes de nuestro equipo.