El problema es el coste total

Decía Deming que lo importante es minimizar el coste total y no el precio inicial de los suministros.

Lo fácil es tratar de reducir gastos comprando más barato, pagando menos a tu equipo o eliminando nimiedades, eso lo hace cualquiera, otra cosa es que sea realmente efectivo, porque si se sigue sin ganar en productividad, si los trabajos en curso o el producto continúan sin dar beneficios, si se desperdicia dinero no invirtiéndolo de manera adecuada en lo que se necesita, lo único que se habrá hecho será ganar algo más de tiempo a costa de una materia prima de peor calidad o de tener a tu personal descontento, cosas ambas que no ayudan a ese objetivo general de minimizar el coste total.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: